Follow by Email

jueves, 24 de febrero de 2011

ARSENICO EN EL AGUA DE CHIHUAHUA

De nuevo el día de hoy El Heraldo de Chihuahua toco este tema, mismo que había publicado en este mismo espacio el 9 de marzo pero del año 2009, hace dos años, Gobierno del Estado sabia de esto y ¿Que hizo en estos largos años? parece ser que nada, ahora el Diputado Víctor Quintana es quien retomo el tema y hace incapie pero solo en una área reducida de nuestro estado, olvidando a otros sectores que mostraban el mismo problema desde tiempo atrás, incluso no hace mención al flúor, uranio y radioactividad presentes en los pozos de abastecimiento.

Que lamentable, mientras tanto tantas dependencias "ecológicas", defensoras del medio ambiente, etc. ¿ Que hicieron? , lo mismo que Gobierno del Estado, quedarse calladitos.

Que pasara con esto, probablemente que dentro de otros dos años vuelvan a tomar el tema, pero de nueva cuenta solo de manera superficial.

Anexo completa la nota periodística del día de hoy

Chihuahua

Arsénico en agua de 10 municipios

Alertan por altas concentraciones

El Heraldo de Chihuahua

24 de febrero de 2011

De la Redacción

Chihuahua, Chih.-
Una alta probabilidad de desarrollar cáncer es el resultado de un estudio realizado en torno a la concentración de arsénico en la red hidráulica de 10 municipios de la región centro-sur del estado de Chihuahua, misma que supera lo estipulado en la Norma Oficial Mexicana de Salud Ambiental 127-SSA11994.

El acuífero de Jiménez-Camargo es uno de los que presenta mayores problemas en el estado de Chihuahua, toda vez que fuertes abatimientos anuales, producto del bombeo y la disminución de caudales en los pozos, han provocado el deterioro progresivo y acelerado de la calidad del agua.

Esta última, conforme a una
iniciativa presentada ante el Congreso del Estado por parte del exdiputado Víctor Quintana, poseedora de salinidad, dureza y metales pesados como el arsénico, que estarían afectando a los municipios de Camargo, San Francisco de Conchos, Allende, López, Coronado, Matamoros y Jiménez.

Y es que conforme a lo expuesto, la sobreexplotación provocó que con el tiempo creciera el problema de arsenicismo en el agua subterránea hasta el punto de que se instalaron 22 plantas de ósmosis inversa para remover arsénico en 14 localidades de Jiménez, una de López, cuatro de Allende y tres de Coronado, con la tendencia de que el deterioro de la calidad del agua afecte a un mayor número de localidades en el futuro.

De las localidades afectadas Jiménez es la que mayores problemas presenta en cuanto al abastecimiento de agua potable a la que la población se refiere, toda vez que existe un déficit en el suministro de agua y se tienen además problemas para cumplir con la normatividad en materia de calidad del agua.

De ahí que se perforasen tres pozos en la mancha urbana sin que haya sido posible incorporarlos por problemas de calidad del agua, conforme lo reconocieron igualmente directivos de la Junta Municipal de Agua y Saneamiento de Jiménez.

No obstantem, diversos estudios señalan que el problema se extendería a toda la región centro-sur de la entidad.

En la región comprendía entre Delicias y Meoqui se ha detectado que la concentración de arsénico en el agua varía entre 0.05 y 0.5 miligramos por litro, mientras que la norma señala que no tendría que exceder los 0.25 miligramos por cada litro de agua conforme a un estudio de la Comisión Nacional del Agua.

A nivel nacional la población total asentada en los estados sobre los cuales existe información sistemática de la presencia de arsénico o fluoruros en agua de abastecimiento asciende a 6.4 millones de habitantes, contándose en esta entidad al 20% de ese universo que representa a un millón 280 mil personas, principalmente en las zonas rurales.

"Este análisis teórico nos permite suponer que en varios estados del país se encuentran grupos de la población expuestos a concentraciones elevadas, no permisibles, de arsénico y fluoruros que en el mediano plazo representarán un grave problema sanitario", indica la investigación realizada en torno a la presencia de arsénico en el agua de varios municipios chihuahuenses.

Esto último determinándose además que las zonas acuíferas se dividieron entre Delicias y Meoqui, así como entre Jiménez y Camargo; existen capas geológicas con franjas o fallas donde se encuentra presente el arsénico, extendiéndose hasta por 200 kilómetros que atraviesan los municipios.

No hay comentarios: